Ir al contenido principal

Reformas laborales: El cuento de nunca acabar

ūüüĘ Publicado originalmente en el peri√≥dico El Financiero - Bloomberg

Hace un par de meses conversamos en este mismo espacio acerca del (¿aparente?, ¿evidente?) desorden con que se estaban llevando a cabo las reformas en materia laboral en nuestro pa√≠s (¿Son ya muchas reformas laborales?, marzo 21, 2023). En aquel entonces apunt√© que las reformas llevadas hasta ese momento eran progresistas (esto es, que son favorables para el avance de una sociedad) y necesarias para los empleados mexicanos; pero que deb√≠amos andarnos con (mucho) tiento, dado que siete de cada 10 empleos son generados por empresas que tienen entre cinco y seis trabajadores.

O dicho de otra manera, el 70 % de los empleos que tenemos en el pa√≠s son generados por empresas peque√Īas y medianas (PYMES) y no por grandes y potentados empresarios del estilo del t√≠o Rico McPato. 

Cuando conversamos de todo aquello, las reformas que ya estaban andando e implement√°ndose eran: Incremento de d√≠as de vacaciones; incremento de aportaciones patronales para la pensi√≥n de los trabajadores; NOM de Teletrabajo; democracia sindical; e, incremento de salario m√≠nimo del 20 %. 

¿C√≥mo estamos al d√≠a de hoy? Tratando de seguir poniendo a prueba la capacidad de resiliencia, antifragilidad, e incluso la sobrevivencia de las PYMES que generan el 70 % del empleo en el pa√≠s. Hoy tenemos todav√≠a una retah√≠la de reformas en puerta. La gran mayor√≠a de estas reformas, aunque en principio son buenas ideas, est√°n estresando de manera inexplicable (y absurda en la coyuntura pol√≠tica y econ√≥mica actual) la generaci√≥n de empleo en el pa√≠s.

Las iniciativas de reforma en puerta, o al menos las que alcanc√© a identificar (con aquello de lo peculiar, creativo y bastante subjetivo que √ļltimamente ha sido el proceso legislativo en nuestro pa√≠s) son las siguientes: Disminuci√≥n de jornada laboral de 48 a 40 horas (que al d√≠a de hoy ya se pospuso, pero ma√Īana quien sabe); inclusi√≥n de personal con discapacidad (5 % del total de la plantilla); inclusi√≥n de adultos mayores de 60 a√Īos; permisos de paternidad (15 d√≠as); ampliaci√≥n de pago de prima de antig√ľedad (15 d√≠as por a√Īo a partir de 13 a√Īos); y, licencia menstrual por dismenorrea en grado incapacitante.

Ya lo dije en el art√≠culo del pasado mes de marzo, y a riesgo de parecer caer en la repetici√≥n constante de ideas, quiero ser claro y enf√°tico en algo: No se me malinterprete, las reformas son necesarias, pero (¡ah!, siempre hay un pero, ¿verdad?) en un momento en el que el pa√≠s no est√° creciendo (o para ser m√°s claro, que estamos estancados), todo esto parece un sinsentido. M√©xico, en el √ļltimo trimestre del 2022, apenas regres√≥ a su nivel de Producto Interno Bruto (PIB) prepandemia, y para mayor escarnio, fuimos el √ļltimo pa√≠s de Latinoam√©rica en conseguirlo. 

Si lo del PIB lo trat√°ramos de traducir se ver√≠a algo as√≠: a finales de 2019 √©ramos 126 millones de mexicanos y hoy somos poca m√°s de 130 millones. Esto significa que somos m√°s personas, pero el valor monetario de los bienes y servicios producidos en el pa√≠s, es el mismo de hace poco m√°s de dos a√Īos. O visto de otra manera, el PIB per c√°pita (esto es, el dinero que nos corresponder√≠a a cada mexicano si el PIB se repartiera a todos por igual) en 2022 fue de $142,030 pesos contra $146,109 del a√Īo 2019. Lo dicho estamos estancados.

Si a este evidente estancamiento le adicionamos la gran carga por reformas laborales que se sigue generando, sin olvidar que durante la pandemia no se otorg√≥ ning√ļn est√≠mulo fiscal a las empresas, entenderemos el porqu√© de la situaci√≥n de estr√©s econ√≥mico que est√°n sufriendo las empresas y el sinsentido de todo esto. Entre que escribo este art√≠culo de opini√≥n y se publica en estas p√°ginas… ¿Habr√° nuevas (y arbitrarias) iniciativas de reformas?

Ep√≠logo.— Y para cerrar, ayer 1° de mayo fue la fecha l√≠mite para que los sindicatos registraran la consulta de legitimaci√≥n de su contrato colectivo de trabajo (CCT), aunque el ejercicio de legitimaci√≥n se puede hacer hasta el 31 de julio de este a√Īo. De acuerdo con la COPARMEX Nuevo Le√≥n, hasta hace unos d√≠as √ļnicamente se hab√≠an legitimado poco menos del 11 % de los CCT vigentes. Contrato no legitimado, se dar√° por terminado.

_____

El autor es Doctor en Filosof√≠a, fundador de Human Leader, Socio-Director de Think Talent, y Profesor de C√°tedra del ITESM. 


Comentarios

Entradas populares de este blog

Calavera a Rogelio (2018)

Tres vueltas se dio la muerte, a las nuevas oficinas Buscaba a Rogelio Segovia, para llevarlo a las ruinas Pero nunca lo encontraba, pues no busc√≥ en la cocina A hornear pan se dedicaba, y no sospech√≥ la catrina. Cuan por fin lo encontr√≥,  la flaca alegre bailaba Rogelio siempre pens√≥, que a la calaca se le escapaba Pero esta vez le fall√≥, o ¿no hizo bien la tirada? Su agenda la revis√≥, no est√° citada la condenada. Vengo a llevarte a la tumba, la huesuda le contaba Rogelio recurri√≥ al viejo truco, se le ocurri√≥ de volada Corramos el marat√≥n, que ser√° en Ensenada Si me ganas voy contigo, y ¡¡que gana la fregada!!. En su tumba nadie llora, ni su equipo de gerentes Puede ser que nadie sepa, que el tipo era  buena gente Aun que a veces se portaba, solo un poquito renuente Sobre todo en las juntas, donde El era el ponente. __________________ Ep√≠logo.-   ¿Qu√© es una calavera? Las calaveras literarias son palabras populares en forma de rimas escritas de man

Observo, luego existo.

“Abre tus ojos y tu coraz√≥n a todas las inquietudes humanas, ninguna es ajena al coaching” Julio Olalla. He iniciado un viaje; no un viaje cualquiera. Este viaje no requiere de maletas, reservaciones o pasajes de avi√≥n; es m√°s, ni siquiera es necesario tomar el carro para llegar a alg√ļn lado. Y sin embargo este viaje es m√°s complejo, escarpado, con pronunciadas hondonadas y trayectos estrechos que cualquier otro que recuerde; he iniciado un viaje al vientre de la ballena. Y a diferencia de Jon√°s que exclam√≥ a los asustadizos marineros de la atribulada embarcaci√≥n que amenazaba con naufragar: “Tomadme y echadme al mar”, en mi caso fue por voluntad propia que decid√≠ dar el salto rumbo al vientre de la ballena; un viaje de 9 meses, con sus d√≠as y su noches.  He iniciado el trayecto del ACP-el arte del coaching profesional;  un programa de formaci√≥n y certificaci√≥n de coaching ontol√≥gico con Julio Olalla (newfield network) a trav√©s de un proceso de aprendizaje transformacional p

¿Delegar? No, no quiero ser despedido

ūüüĘ Versi√≥n audio narrado por el autor disponible en  Spotify  y  Apple Podcasts En t√©rminos generales, al hablar de un l√≠der destacamos dos grandes cualidades que todo el que aspire a serlo debe de tener: alcanzar las metas; y, mantener un buen clima organizacional. Y cuando pensamos en c√≥mo desarrollar estas cualidades o competencias solemos citar tres: Conocerse a s√≠ mismo; ser emp√°tico; y, saber comunicar. Pero hay una competencia que a veces solemos pasar por alto y que es una de las fortalezas de los grandes l√≠deres: la habilidad de delegar , es decir el proceso para encomendar y responsabilizar a un colaborador de una tarea sobre la que tenemos responsabilidad y cuya realizaci√≥n nos incumbe. ¿Por qu√© es importante delegar? B√°sicamente por dos cosas, nos permite crecer dentro de una organizaci√≥n, y le permite a nuestros colaboradores seguir desarroll√°ndose y por ende, tambi√©n tener un crecimiento profesional. La delegaci√≥n es la llave m√°gica del liderazgo;  te permite distinguirte